¡Venezuela, el país más sabroso! Celebramos el día mundial de la arepa recordando su historia y con una FOTOGALERÍA

La arepa es el plato típico venezolano por excelencia junto a la hallaca. Es consumida en toda la geografía del país, se suele comer casi todos los días, rellena, en el desayuno o en la cena como plato principal o como acompañante.

En 1960, Empresas Polar, bajo el eslogan “¡Se acabó la piladera!” lanza al mercado Harina P.A.N., obtenida mediante el procedimiento desarrollado por el ingeniero mecánico venezolano Luis Alberto Caballero Mejías,​ que representaba una alternativa al proceso de hacer arepas tras haber pilado, cocido, molido y amasado el maíz.

 

 

Las arepas son tan versátiles que pueden cocinarse en cuatros diferentes formas: asadas, horneadas, hervidas y fritas. Otra manera de prepararlas es utilizando un Tosty Arepa, electrodoméstico que, al igual que la harina precocida, disminuyó el tiempo de preparación.

 

 

El Tosty Arepa fue inventado por Oster de Venezuela en 1989, desde entonces ha sido transformado en modelos más modernos y eficientes.

 

 

Pero surge la cuestión, ¿es este delicioso y nutritivo plato es venezolano o colombiano?

Recordemos que la arepa ya era preparada y consumida por los aborígenes en tiempos precolombinos en los actuales territorios de Colombia y Venezuela.​ Las costumbres alimentarias indígenas son vistas en platos criollos basados en maíz como la arepa.

Según los registros, los indígenas cumanagotos, que habitaban lo que hoy en día es el estado venezolano de Sucre, le llamaban «erepa» al pan de maíz de forma redonda que solían consumir, como lo documenta el historiador venezolano Miguel Felipe Dorta en el libro ¡Viva la Arepa! (2015).

Aunque no se ha precisado cuál puede ser el territorio exacto donde se cocinó una arepa por primera vez, sí se han podido definir las fechas más antiguas de presencia de maíz tanto en Colombia como en Venezuela.

En Colombia, el primer registro de la existencia de maíz data de hace unos 2.800 años, mientras que en Venezuela la estimación es de unos 3.000 años atrás.

«Lo que nos dicen estas cifras es que ocurrió casi en simultáneo», señala Julián Estrada, antropólogo colombiano y estudioso de los alimentos originarios de América.

El detalle está, añade Castillo, en que para ese momento ese territorio estaba lejos de convertirse en dos países con fronteras demarcadas lo que sugiere que también se pudo haber producido un intercambio gastronómico.

¿Conclusión? No es posible asegurar que la arepa es de un país o del otro, pero lo que sí se puede afirmar es que es un alimento de origen indígena.

Sea cual sea su origen, no cabe duda que este plato forma parte de la cultura venezolana. Frases como «todo niño nace con una arepa debajo del brazo» o «no me rasguñe la arepa» la consolidan como parte importante de la identidad criolla.

Millones de venezolanos en el mundo la están difundiendo debido a la migración. María está preparando una «pelua» en Alemania, José está deleitando a los argentinos con una «Domino» y Jesús intenta conquistar a la española que le gusta con una «Reina Pepiada», historias con sabor a nostalgia como estas dejan claro que la arepa la llevamos en el corazón.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: